Selección y Genética

SELECCION Y GENETICA.
Reproduzco extraido del foro de Timbrado.com unas intervenciones a mi juicio muy jugosas e ilustrativas.
El rol de la canaria en la cría y selección del canario timbrado español
Por Ernesto Ramos
El secreto está en el equilibrio, esto, no solamente es cierto en múltiples disciplinas sino también en el apasionante arte de la canaricultura, y en particular, en la cría y selección del canario timbrado español. Hoy en día, afortunadamente, conocemos en mayor profundidad del proceso para obtener timbrados de exquisito canto, musicalidad e impecable dicción.
Muchos aficionados, en particular los noveles, suelen centrarse, en la etapa de selección de reproductores posterior a los concursos, en conseguir buenos cantores, dejando en un segundo plano la selección de las hembras reproductoras. Para colmo de males, los criterios de selección con respecto a las hembras de muchos aficionados se basan exclusivamente en el fenotipo de las mismas.
Esta forma de proceder conduce en numerosas ocasiones a importantes desviaciones con respecto a las características de la progenie que deseamos obtener ya que la hembra, no solo es componente fundamental de la reproducción sino que la podemos utilizar como la base para la obtención de los resultados deseados.
Los fundamentos de esta estrategia se basan en que es bastante obvio para el criador de cierta experiencia identificar las características de los machos timbrados, a saber: de canto metálico o hueco, lento o rápido, con buena o mala dicción, etc. En cambio, está muy claro, que no podremos saber a priori cuales características aporta genéticamente una hembra a menos que se hayan escuchado a sus hermanos de nidada.
Las características canoras de los progenitores proporcionan solo un indicio de las de su progenie y esto se debe, a que en un determinado cruce, es muy probable que la aportación genética de uno de los ejemplares se imponga sobre la de su pareja, es decir, que uno de los ejemplares sea dominante. Este hecho no implica que los descendientes de una pareja no hereden características de ambos, solo que heredaran más de uno que del otro.
El producto de una pareja de canarios está en relación directa con la características de ambos ejemplares, de una pareja de excelente calidad solo podremos obtener ejemplares de excelente calidad si sus características son compatibles entre sí, o expresado de otra forma, si el producto de las características de los progenitores es balanceado. Para ello, es posible establecer como base de la reproducción a la hembra que ha sido criada en nuestros aviarios y utilizarla con varios machos durante la reproducción. Para lograr este cometido debemos cruzar a esta hembra base con dos o tres machos, para lo cual, es fundamental que crie sola. Al proceder de esta manera, es posible al analizar los resultados obtenidos de un hembra en un solo año, si ésta, es dominante o no en cada apareamiento. Si solo apareamos la hembra con el mismo macho, tardaríamos tres años en determinar si su rol es dominante en la aportación genética por lo que prácticamente esta se encontraría en las postrimerías de su mayor capacidad de reproducción.
Cruzaremos los reproductores procurando el balance anteriormente referido; rápidos con lentos, metálicos con huecos y lo que si no tiene equívoco, buena dicción con buena dicción. Para poder lograr este equilibrio sin recurrir a ejemplares provenientes de aviarios ajenos, debemos realizar algunos cruces en los extremos, como por ejemplo, metálico con metálico, esto quizás no genere el ejemplar deseado desde el punto de vista canoro, pero su uso en una posterior etapa de cría nos permitirá elevar el tono de voz de algún ejemplar de excelente estirpe pero de poca potencia en su siringe o de tonalidad excesivamente hueca.
Para concluir, sugiero a los aficionados, que traten de utilizar esta estrategia para lograr fijar las características deseadas en su aviario en el menor tiempo posible, evitando introducir ejemplares cuyo genotipo es incierto o no confiable.___________
Ernesto Ramos___________Primeramente, felicitarle sr. Ernesto Ramos, por su escrito sumamente interesante. Permítame no obstante que le exprese mi opinión al respecto de algunas cuestiones en las que mi punto de vista puede ser otro.
Yo al principio de su escrito leo una frase en la que estoy totalmente de acuerdo: El secreto está en el equilibrio , pero seguramente y después de leerle a usted que: Cruzaremos los reproductores procurando el balance anteriormente referido; rápidos con lentos, metálicos con huecos ……. Pienso que el concepto equilibrio, lo entendemos de diferente forma. Yo llamo buscar el equilibrio en el canto, en cuanto que el canario emita los floreos, floreos lentos y variaciones conjuntas en una uniforme cantidad, así como cloqueos claros y las aguas en su justa medida, con predominancia de las lentas sobre la semiligada.
En cuanto al ritmo de emisión, busco el carácter lento o semi lento, ya que los canarios con partituras rápidas no suelen mostrar calidad de dicción o claridad en los pasajes.
En cuanto al matiz de voz, parto de la base que, para mí, hay canarios timbrados metálicos, acuosos y huecos, y por tanto no entiendo buscar el equilibrio en este carácter, pues un canario no puede ser a la vez metálico y hueco en su conjunto. Es posible que algún fraseo y hablando de canarios virtuosos, lo emita en frecuencias no propias de su carácter general.
Voy a continuar hablando de los matices de voz y luego más adelante comentaré sobre el resto del escrito.
Bajo mi punto de vista, desde mi experiencia "observada" y desde la aplicación práctica "realizada", parto de la base de la frase del Dr. Fratantoni, prestigioso juez de Roller argentino:
"No se hereda la voz, sino el órgano que la emite"
El cruzar canarios con carácter distinto de voz, es un error, pues estamos "malformando" todo el aparato siríngeo. El diferente tamaño y longitud de anillos bronquiales, de músculos y de la cavidad propiamente dicha. Es decir, el trabajo de equilibrio en cuanto al carácter "matiz de voz", ha de hacerse paulatinamente con canarios "semi" (metálicos, acuosos y huecos), e ir aportando al genotipo este carácter para ir transformando el canto o el color del canto hacia donde sea nuestro objetivo.Y esto, amigos, se hace a través de años. Aunque en el camino salga un canario excepcional, que también puede pasar, claro.
Seguramente que cruzando canarios muy distintos (metálico-hueco) pongamos por ejemplo, no obtengamos calidad ni en alguno de los dos matices, ni en un término "intermedio". Es muy normal que afloren defectos en ambos sentidos, como: nasales, dicción de poca calidad o rascadas según las predominancias de los aportes de los progenitores, que aquí si coincido bastante con usted.
Paso a comentarle sobre: el rol de la canaria en la cría y selección:
Para muchos canaricultores de España, es de vital importancia la hembra y las líneas maternas son predominantes sobre las paternas. Hace poco el veterano criador Ricardo Gutiérrez Alvarez, lo comentó en un foro, reconociendo que durante muchos y exitosos años mantiene y se centra en las líneas maternas de sus canarios timbrados.
Yo también opino como usted y Ricardo, y el tener unas hembras portadoras como base de un buen plantel, define el éxito o no de una línea de pájaros o de un nivel determinado de calidad en los mismos.
Ahora bien, no estoy del todo seguro cuando se afirma que se puede conocer o se conoce la aportación o el porcentaje de aportación de cada progenitor y tampoco cuando se comenta que los hermanos tienen la misma carga genética.
Normalmente y en esto coincido mucho con Ricardo (si encuentro su escrito lo pongo), que la máxima: Hembra da macho y macho da hembra …….tiene un gran porcentaje de realidad práctica. Esto es normalmente las hijas de buenos machos dan buenos machos, si el cruce ha sido bueno, que esto lo comentaremos más adelante.
No así el porcentaje es tan alto cuando: … las hermanas de buenos machos dan buenos machos.
Soy de la opinión de que la carga genética de cada individuo es distinta, aunque se trate de hermanos de nido. A veces nos hemos encontrado, por ejemplo, que el hermano "malo" del campeón es el que ha aportado a sus hijas lo bueno de su estirpe y sin embargo el campeón nunca dio nada destacado. Pero si somos observadores y valoramos los detalles de calidad, la madre de ese campeón (y aquí ya entramos de lleno a hablar de la hembra y su carga genética) suele dar buenos canarios muy similares al campeón con los diferentes matices según sea el macho con la que la crucemos.
A estas hembras yo las llamo "Hembras contrastadas" y cuando se descubre una, hay que hacer un trabajo de fijación al que usted se ha referido. Pero usted plantea una estrategia de premura y planteada en una misma temporada con dos o tres machos y comenta que es fundamental que crie sola.
Los criadores de mi tendencia (llamemosle así) criamos siempre con hembras solas y a una hembra para darle la categoría de "hembra contrastada", no se le pueden sacar estadísticas en un año aún con dos o tres machos, por diferentes motivos:
- Cantidad de pájaros con cada macho.
- Porcentaje de aportación de cada cruce.
- Resultado del cruce de caracteres en sí.
Porque, si por ejemplo,en un año con dos machos determinados saca buenos hijos y con el otro malísimos …… ¿deberíamos desecharla?.
El trabajo de fijación en mi caso y en el de otros muchos compañeros, es de consanguinidad. Si partimos de la premisa que sus hijos tendran mayor aportación, se cruzaría uno de ellos con ella y a su vez un hijo-nieto otra vez con ella. Esto es consanguinidad estrecha, pero se acotan los caracteres deseados y se minimizan los complementarios. Otra de la fórmulas o estrategias seguidas para la fijación de una hembra (caracteres), es hacer el cruce de hermanastros hijos de ella (cuidarla bien por supuesto) y el producto de mayor calidad macho volverlo a ella. Estos trabajo de "fijación" lo vemos en los pedigrís de ciertas estirpes y se observa que las hembras (si hay suerte) se conservan para la cría durante 5 o 6 años.
¿Porqué la fijación siempre se ha de realizar por consanguinidad? …… Nosotros primeramente por el método de la no educación , segundo por la seguridad de la carga genética mayor que si se selecciona en base a facultades o capacidad para el aprendizaje. Tercero porque nos aseguramos que los caracteres determinados pasan a engrosar nuestro patrimonio genético y la garantía de aportación de esos ejemplares consanguinizados es más fiable.
Concluyendo, que está claro que la base de un buen canaricultor son las "hembras contrastadas" y para ello lo deben demostrar (pero no en un año, creo yo)….. y hay que descubrirlas (no sólo valen las hermanas de buenos pájaros).
Que la transformación de los matices de voz, ha de hacerse paulatinamente y no con choques extremos (metálico-hueco o metálico-acuoso), creo yo y esto a través del tiempo.
Que el trabajo siempre ha de ir dirigido al equilibrio , pero entendido en el conjunto del canto (repertorio, dicción, matiz de voz y ritmo).
Que la fijación de caracteres y a veces hay que hacerlo por separado, hay que obtenerlo siempre por consanguinidad. No es tan fácil como ….. si tengo un pájaro rápido, le pongo la hermana de uno lento y yá esta ….. ni siquiera es seguro que salgan con un ritmo intermedio.
Que debemos ser rigurosos tanto con la selección de nuestro canarios, como de su ascendencia y la ascendecia de su ascendecncia, es decir que procedan de canarios con resultados exitosos previos. Mejor trabajar con pájaros o descendientes de pájaros buenos , que mediocres y partir de mediocres. Pienso que las estirpes y las referencias en base a pedigris, hoy, son fundamentales para una canaricultura de buen nivel.

Un saludo sr. Ramos y me alegra haber podido darle mi opinión al respecto de su escrito.
Saludos al resto de compañeros y a los noveles, sólo darles el consejo de que merece la pena hacer un trabajo a partir de un canario/a bueno o descendiente de buenos que de cuatro mediocres o regulares. Esto es una cosa que siempre se hizo así y siempre ha funcionado, la calidad va en los genes, nuestro trabajo consiste en sacarla a flote con rigor, selección y sentido común.

 

 

Escribir comentario

Comentarios: 0